martes, 16 de agosto de 2016

German Santamaria

MORIR ÚLTIMO

Mire, mijo, ahora antecitos que se pierda en el llano,
le quiero decir esto para que lo tenga muy encuenta: la
cosa no es ir sino volver. No es que se trate de sacarle el
juste o el cuerpo al compromiso. Desde mucho antes se 
sabía que algún día  tocaría ir. Pero eso sí, siempre hay
que tirar a que los otros pongan los muertos. Mientras
menos mueran de los nuestros mejor. No es miedo a la
muerte, sólo es querer que estén mas a la hora del
triunfo. Uno siempre debe procurar morir último.